TODO POEMAS 2016
BIENVENIDOS


ALMA DE POETA

      

Ser de ferviente corazón

Sumiso al vestigio de la pasión

se le adelanta el alma,

cuando le recita a una flor.

sirviente de insignes sentimientos

dejando volar al águila, que lleva en su interior

 

Bohemio y soñador

le bendice la noche, ungido por la luna

sensible a la desgracia

semejante al ruiseñor

 

Plasmados, sus versos quedan

Como la música al corazón

que llena de lágrimas los mares

que colma al infinito, de tangible inspiración

 

Poeta; ser de ferviente emoción

 

 

 

 

 

ODA A BEQUER

 

 

Respiración de trovador;

 

 romántico empedernido

 

flor, de pétalos de versos

 

¡ya se inventa, en lo  divino

 

ya se observa en las estrellas

 

ya se ve en las golondrinas

 

los suspiros van al aire,

 

y van las lágrimas al mar

 

la luz, de la luna llena

 

no la alcanzaré jamás

 

cuando vuela la inspiración

 

¿quizás sabes tú, a donde van..?

 

 

 

 

DESTILAR ES VIVIR

 

Amar sin precedentes, y no esperar,

 

el corazón, no será sucumbido.

 

Aunque no se sea, muy correspondido,

 

 Hostigando en lo vehemente, y sin mirar.

 

Se cierran sombras hacia la luz del mar

 

se refina el alma; con el perdón.

 

se sentirá así, una afable sensación,

 

transmitir luz, para poder alcanzar.

 

Destilar es pulir, para poder seguir,

 

lo que manda el precepto universal,

 

ser indulgente , es el primordial fin.

  

Atraer lo notorio, no supone mal

 

refinar en dulzura, y no ser ruin

 

clementes actitudes; si se es capaz.

 

 

 

 

 

 

ES LO BELLO QUE TIENE VIVIR

 

Sentir, tocar, llorar, reír...

 

Intentar sorprender,

 

es lo bello que tiene vivir

 

Una vida que regala una madre

 

una lágrima, en la mejilla viva

 

intentar asombrar

 

es lo bello que tiene vivir

 

Gritar, sufrir,

 

caer, y saberse elevar

 

dar júbilo a la vida;

 

es lo bello que tiene vivir

 

 

 

 

 

LOS PÉTALOS DE SUSI

 

Abatido, al borde del precipicio

 

No me sentía con fuerzas, ante las adversidades de la vida

 

me dejé llevar por las enfangadas cascadas

 

por las más pestilentes cloacas.

 

Una niña me regaló mi “salvación”

 

Recordé que los llevaba, aún en mi bolsillo

 

Un cáncer se la llevo, al cielo de  las ánimas de luz.

 

Andaba con su madre ,y se paró

 

Y me escogió a mí, entre tanto desconocido

 

Y con voz aterciopelada, el “ángel” me dijo:

 

“Tenga buen hombre; les regalo los pétalos de mi flor”

 

La regué con la primera lágrima, que de mis mejillas cayó.

 

Quisiera que las conservara, como siempre hice yo

 

La madre me miró, con ojos de complicidad, y sonrió.

  

Las cogí; y al olerlas.., volví a entrar en razón

 

Retomé a amar la vida, y me sané de mi desdicha.

 

Hoy fulguran mis ojos, y unido me siento a la vida.

 

Como los pétalos de Susi, que se agarraban su flor

 

Un corazón puro de niña, quiso que yo volviera a “ver”

 

Un gesto inocente de vida, que consiguió hacerme renacer

 

 

 

 

 

EL LAUD

 

Entre hilos, de oro y acero

 

se escucha, por los lejanos retiros

 

me recuerda entre suspiros

 

que es a ti, a quien yo quiero

  

Se oye, el “anónimo romancero”

 

Me unjo, en el fulgor de sus zafiros 

 

Me adentro, en lo oculto de sus sentidos

 

Me traslada su sonido albero

 

De cuello fino e ilustre madera

 

Se atiende, desde el hueco de su corazón

 

Quisiera acariciar su cadera

 

De adoración y sentida sensación

 

Se adentra, la armonía que apodera

 

Así se anuncia, la música y la razón


 

 

 

ENTRE EL CIELO Y LA TIERRA

 

Lugar donde descansan los sueños desvanecidos

 

Donde se enardecen los sentidos                  

 

Es el horizonte, donde permanecen las miradas perdidas

 

Entre el cielo y la tierra, se reproducen los suspiros

 

Donde abogan los piadosos sentimientos, a los corazones agradecidos

 

Entre el cielo y la tierra, vive el vacío entre la palabra y el silencio

 

Viven los gritos que clamaron justicia; aquellos que nunca se “atendieron”

 

Entre el cielo y la tierra, existen los besos lanzados al mar, al aire y al cielo.

 

 


 

 

 

 

LA BALADA DE LOS MIRLOS

 

Se abrigan en el viento

 

Se asoman en la sombra

 

De negro traje y pico grana

 

Los que anuncian  el crepúsculo

 

¡y brincan y vuelan!

 

y sueñan y se embelesan

 

Se cubren con la brisa

 

Se exhiben ante la vida

 

¡Y silban, y cantan!

 

Y afinan y expresan…


 

 

 

 

EL POETA Y LA FLOR

 

 

 

 

 

Y caminando, de nuevo la encuentro

 

Ahí sigue la flor.., entre la muerte

 

De perfil en frio…, necesitada de amor

 

Hojas grietas, siempre inerte

 

“Pobre flor, que mal naciste...”

 

Si pudiera yo llevarte..

 

Pobre flor; no puedo así yo verte..

 

Sin cortarte yo la vida.

 

Sin poder fortalecerte

 

Pobre flor, que mala suerte..

 

Te dejo, como “ayer” te encontré

 

Perdurarás siempre, en mi corazón y mente

 

 

 

 

 

 

CARICIAS AL CORAZÓN

 

 

 

Caricias, entre la lluvia

 

Abrázame, sin tus olvidos

 

Recógeme en mis sueños; que es tu deseo

 

Intuyo tu presencia, el viento me lo cuenta

 

Cuéntale al amor..;  ¡lo que yo te quiero!

 

Iré al centro de tu corazón, y me quedaré dentro

 

Asciéndeme, con el incienso de tus besos

 

Siento como vibran tus emociones

 

Alto de estremecimientos, en estos dos corazones

 

Libera tu libertad, con tu alma y mi pasión

 

Cortejo eterno; fundidas las almas

 

Orientaré tu ternura, hacia un mundo de niños

 

Ríos de lágrimas; mientras nos miramos al espejo de nuestros ojos

 

Arrúllame, con la voz de tus deseos

 

Zambullirme quiero yo contigo; en el agua de los sentidos,

 

Ondeo en pinceladas, tus emociones y tu razón

 

No dejes que se vayan nunca, de tu corazón.

 

 

 

 

 

 

 

 

EL SENDERO DEL ARCO IRIS

 

 

 

Bajo la bóveda celeste

 

celeste hacia la luna;

 

surte el sendero del arco iris

 

atajos de colores;

 

colores que uno escoge,

 

distinguidos y refulgentes

 

 

 

Camino al universo,

 

surcando entre la escala  

 

me elevo hasta los sueños

 

 

 

Sobre el arco policromado

 

cauces, que provienen de la magia

 

semblanza de lo hermoso,

 

de lo asombroso y lo garboso

 

 

 

 

 

 

ELEGANCIA

 

 

 

Un nuevo día, que nace

 

Una reverencia en la mañana

 

Descubriéndose la educación, con su sombrero

 

a la bella dama, que por el parque pasa

 

Un corcel, cabalgando por la playa;

 

Galanes vocablos, que enardecen al sujeto

 

De buen gusto, y deleite exquisito

 

 

 

“¿Querría pasear conmigo, hasta el final de la alameda?

 

¿Elevarnos hasta las nevadas nubes o caminar sobre las estrellas, que por el crepúsculo ya asoman”

 

 

 

Y de la nada, surgió el todo; y despertar en mi sueño.

 

Ella aceptó encantada

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SI NO ESTÁS..

 

 

 

Asoma mustia la mañana

 

Caen lágrimas del cielo

 

Es el corazón que así me habla,

 

Cuando no te siento dentro.

 

 

 

Y me dice la tersa brisa

 

Que inquietudes tienes tu

 

 

 

Surge el crepúsculo, afligido

 

Caen tempestades, de lamentos sin razón

 

 

 

yo sé cuando tu callas..

 

yo se, cuando tu amas...

 

Pero, no sé.., dímelo tu;

 

¿¡si me llevas en un rincón de tu corazón..!?

 

 

 

 

 

 

 

EL ESPÍRITU DEL PIANO

 

 

 

Ya se tienta el espíritu,

 

concuerda de encanto el lugar

 

Galán, arreglado de chaqué;

 

De blanco y negro azabache,

 

cadencioso silencio; amante del fa sostenido

 

en su caja, emerge un reflejo de bailarina

 

danza al son de quien lo toca

 

cada nota, una caricia

 

cada acorde, una emoción

 

y la última escala pintada; un beso que suena a final

 

 

 

 

 

EL PODER DE LA PALABRA

 

 

 

 

 

Si con una rima asonante, fulmino a la violencia

 

Si con un verso en prosa, enciendo a  la vehemencia

 

Si el que me late, me inspira en sus sonidos

 

Consigo pues, endulzar a tus sentidos

 

 

 

Si compongo para el cielo

 

Si con un romance; acaricio yo tu pelo

 

Si el que me palpita; despierta mis sueños dormidos

 

Mi palabra y tu amor, quedarán unidos

 

 

 

Si un poema no lo ingiriera el alma

 

Sería porque, no se engendró con estremecimiento

 

 

 

Si una palabra, hiere el sentimiento

 

Es porque es fruto, de la ira y el resentimiento

 

 

 

                                 

 

 

A VER SI ME EXPLICO

 

                                                                            

 

Que si explico lo que siento,

 

 tal vez, no se me entienda si me dejo algo dentro

 

Si excluyo lo que hay en mi interior, del todo no me explico

 

¿Qué digo yo, con esto..?;

 

 

 

Si me expreso en sentimiento,

 

Puedo dirigir al viento

 

Si contengo  la emoción,

 

Miento en decir, que controlo al corazón

 

Si me entrego por completo, ya no atiendo a la razón

 

¿Me entendió el que lee…, esta breve inspiración?

 

 

 

 

 

 

 

TANGOS, COPLAS Y AMOR

 

 

 

 

 

 

 

Vendaval  y cantinelas

 

Corrientes de un corazón herido

 

De celos y quereres

 

De sueños y desencantos

 

Inquietudes y plegarias

 

Ay.., tango de mis amores

 

De quiebros rudos y muslos entrelazados

 

¡Y las coplas, cuanto dicen..!

 

De rimas asonantes,

 

Que lloran por las esquinas,

 

Tango, coplas y amor

 

Unidos por un dolor,

 

Por un beso y una flor

 

Que brujo es el amor

 

Que se cuela, con la letra

 

Que te habla con el baile

 

Como suave terciopelo,

 

a media luz los dos.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

POLICHINELA

 

 

 

De blanco y nariz picuda,

 

Exhibe curiosidad al respetable,

 

ataviado de festejo,

 

su comedia es memorable.

 

 

 

Nápoles fue su cuna,

 

el teatro su morada,

 

burlesco y acróbata,

 

Arlequín; amante de la luna

 

 

 

Siempre el arte, fue su vida.

 

Su sustento, su alegría,

 

entre candilejas morirá,

 

Entre brincos, su nostálgica ida 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

BALADA AL OTOÑO                                  

 

 

 

Inspiración y nostalgia.

 

Gimotean los suspiros.

 

Hojas que bailan; abrigan.

 

pensamientos sosegados

 

avellanos y nogales

 

caricias a matiz carmín

 

versos a tempestades

 

lágrimas, de un cielo sinfín

 

Crepúsculos que adormecen

 

Se tornan grises pensamientos

 

El viento desnuda las rosas

 

Se divisan horizontes de cuentos

 

 

 

 

 

 

VERANO

 

 

 

Colores cálidos y viento tostado

 

Breves amores, que dejan un tiempo, al corazón amarrado

 

Plaza desnuda de gente.

 

Solo adolece la brisa. Que mecen al árbol olvidado

 

Efímeras tempestades, que refrescan el ambiente

 

De amor de luna. De sentires y besos ardientes

 

Estación, de azul y luz

 

Vacaciones para los críos

 

Acampadas de noches de grillos

 

Por los pueblos, se escuchan festejos

 

Los fuegos policromados, engalanan los cielos

 

Balcones vestidos de flores

 

Entre risas y algarabía,

 

entre gazpacho, y buenos vinos

 

florece en los seres, la alegría

 

 

 

 

 

 

 

 

INVIERNO

 

 

 

Vestido de blanco y en silencio

 

Espero en mi balcón taciturno

 

Un recuerdo ya vivido

 

Que emigra, donde se dirigen los sueños

 

evadiéndose a los recónditos infinitos

 

 

 

Déjame decirte “te quiero”

 

Aunque el sol esté escondido

 

Aún con mis lágrimas de escarcha

 

El fervor de mi amor, es verdadero

 

Cae la noche, el frio y la nieve

 

 

 

Cubierto de blanco y en silencio

 

Hago tiempo, en mi balcón desolado

 

Un recuerdo ya vivido

 

Que se fue, a donde emigraron los anhelos

 

 

 

 



 

 

PRIMAVERA

 

 

 

Tiempo que progresa a la hermosura

 

Esplendor que besa con colores a la vida

 

De agua fresca y juventud eterna

 

 

 

Quería engendrar un verso que tuviera

 

Como galán, a la alegre primavera

 

Quería sentir, en un soneto con candor

 

El olor  del limonero y del naranjo en flor

 

 

 

Quisiera cubrirme entre jazmines

 

Bajo fuentes cristalinas

 

Y mirarme en el espejo, en el reflejo de la vida

 

 

 

 

 

 

 

 

LA TORMENTA

 

 

 

Qué me dice el viento, cuando aporrea por mi  ventana?

 

Qué me dice la tormenta, cuando me habla?,

 

Entre cirros y destellos

 

Asoma su cólera por el cerro, por la mañana

 

 

 

Se quiebra de los pájaros su canto

 

Se escabullen, buscando el silencio y un manto

 

Entre cascadas de estrellas mojadas,

 

Atronador se desploma, el cielo en su llanto

 

 

 

Tarde de inspiración;

 

Olor a  siembra mojada

 

parece que ya escampa

 

la tarde, gris y cerrada

 

 

 

¿Qué me dice el viento, cuando se marcha?

 

¿Qué me dice la brisa, cuando ya todo se acaba?

 

 



EL VIENTO

 

 

 

                                                                              

 

Caricias perpetuadas. Me erizan los sentidos

 

Esencia volátil, que susurra sobre amores perdidos

 

De besos fugaces y lamentos furtivos

 

Me seca las lágrimas, mientras me alimento de mis recuerdos

 

Mis párpados se cierran; hablamos de mis sueños adormecidos

 

Y escribo un libro en blanco,

 

Mientras me mima el pelo, y me estremezco

 

murmuran las hojas que caen,

 

Y las aves, se enlazan con el soplo impalpable

 

se dejan acariciar en la caída

 

Y se dejan caer entre los cielos,

 

Fusionándose con la anochecida.

 

Yo me callo, y así lo escucho.

 

Yo me duermo, y así lo siento.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ETERNAS GOLONDRINAS

 

       

 

Por las tardes de verano,

 

descansan entre cables de estaño,                                           

 

desde la ventana las veo,

 

Cientos y juntas, se vienen y van

 

 

 

En las tardes de invierno

 

Se ausentan lejos del frío

 

En mi ventana, incrustado

 

su nido abandonado

 

 

 

y llegó de nuevo el verano

 

y de nuevo las veo

 

las eternas golondrinas

 

que retornan y partirán.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL VALS DE LAS HOJAS

 

 

 

 

 

Un dos tres, un dos tres..

 

Es el compás de la hojas al caer

 

Vestidas de castaño y brazos color miel

 

 

 

Un, dos, tres.., un, dos, tres..

 

Un ruiseñor les acompaña

 

Danzan el vals vienés; una y otra vez

 

 

 

Un, dos tres.., un, dos, tres..

 

Su pareja el viento, las coge de su cintura quebrada  

 

Y las mece hasta desfallecer

 

 

 

Una hoja baila, dos y hasta tres..

 

De las ramas deshojadas,

 

se van bailando, hasta el suelo caer

 

Un, dos, tres.. Un, dos, tres..

 

Se acabó el baile

 

El vals de las hojas, vienés

 

 



 

 

 

 

CASTAÑO DE LOS CIEN CABALLOS

 

 

 

En Sicilia, reposa el castaño

 

Del mundo, el más longevo

 

Ampara a reyes y caballeros

 

De ventiscas y tormentas

 

 

 

Árbol leñoso,

 

Porte rígido y afanoso

 

A la sombra de tu silencio

 

Despierta mi más ínfimo sueño

 

 

 

Raíces, que se abrazan como bridas a la tierra

 

Embebidos por la encanto de la luz clorofila,

 

Hermanos, de tronco recio

 

¡cuánto ya, habéis vivido…!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL ALMENDRO

 

 

 

Cubiertos con hábito,

 

cándido y rosado

 

Hojas de seda;

 

al soplo del aire que vibran.

 

 

 

Testigo de un anónimo año,

 

Nos ofrenda de versos ocultos,

 

Ocultos, en las flores que enseña

 

 

 

Discurre el agua, contiguo en la zanja

 

Y nutre a  las viejas  raíces

 

La brisa mima sus remates

 

Se nutren de gama y de vida

 

 

 

Árbol de terciopelo

 

De hojas de fresa y nata

 

 Al aliento del soplo que las zarandea

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

DESDE MI ALMA HASTA MI VOZ

 

 

 

 

 

En oculto misterio, surge el hecho

 

el momento, puramente refinado

 

sentimiento, con esmalte sagrado

 

autor en trance, prodigio concebido

 

                                                                                                        

 

Tal sonido, se torna relucido

 

como el metal, de hierro forjado

 

aires que mecen, al acompasado

 

voz y consonancia; efecto fundido

 

 

 

Misión, voz dormida en invierno

 

en primavera, aguda en armonía

 

Se ensalza, lo fantástico y lo eterno

 

 

 

Expresión, por reprensión o alegría

 

surge a la deriva, al mundo externo

 

dicho que sucede a la sinfonía

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

A LA MUJER MALTRATADA

 

 

 

 

 

 

 

Fue su destino, ser mujer

 

naturaleza despojada, de sus propios pensamientos

 

Gritos repulsivos, que sacuden a su oído

 

Ira color grana, extendida por el pasillo

 

En su piel queda inerte, un cigarrillo sofocado

 

Maldito fuel el momento, que ella le dijo;

 

¡No te ensañes más conmigo; no me lo merezco!

 

Rendida a los impactos, rosa marchita se siente…

 

 

 

Mujer; Ser único y especial

 

Ente insuperable, capaz de concebir una vida

 

Alma cándida y sensible,

 

Enardece una sublime hermosura

 

Su cuerpo, quizás sea magullado

 

Pero su esencia, persistirá inalterable ante toda adversidad

 

¡Ya no llores mas, que tu irradias el brillo que les falta, a quien no te sabe valorar

 

Yo te aliento, mediante la expresión de mi palabra;

 

Alza tu rostro. Que el mundo ante ti, se detenga

 

Que a partir de este instante

 

Tu pareja se llame seguridad, tu esposo valentía y tu amante, libertad

 

Vuelve a nacer y regresa, a donde siempre aspiraste querer llegar o ser.

 

 

 

Grita un basta ya; tan enorme y tan rotundo, que todo lo maldito estalle

 

Que te escuchen todas aquellas victimas desdichadas,

 

que no les que queda aliento con el que poder clamar

 

Y exclamar todas juntas:

 

Al fin podemos retornar, hacia nuestra liberación, hacia esa ansiada paz.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

PREJUICIO

 

 

 

Error, que le atañe al aprensivo

 

colmado por excesivos recelos

 

por recelos o extraños enredos

 

incide por delante, el prejuicio

 

 

 

Un tupido velo, nubla al vivo

 

se cree insigne, en sus propios credos

 

la rebelión rasga, con nulos medios

 

manifestando lo inquisitivo

 

 

 

Cree, que solo existe un sendero

 

no escucha, ni nunca lo ha hecho

 

nula la conciencia, nada de esmero

 

 

 

Como el águila, siempre al acecho

 

sentir prejuicio; su vital  consuelo

 

captura a su presa, con despecho

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

QUISIERA VIVIR

 

 

 

Quisiera vivir,

 

allá donde se bordan los infortunios, con hilos de  sol

 

Quisiera vivir,

 

allá donde afloran los eternos sentimientos; con el mejor paisaje y el mejor devenir

 

Quisiera vivir,

 

allá donde se perfilen los pliegues de la vida, con la más apasionante canción

 

Quisiera vivir,

 

allá donde se adorne el estanque,

 

de  nenúfares de plata y blanco satén

 

Quisiera vivir,

 

donde vivan tus ojos; que es mi mundo y mi vergel.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LLUVIA EN MI  JARDIN

 

 

 

 

 

Llueven nostalgias desde mi aliento, y mis ojos me delatan

 

Trémulas aves, hacia las rasgadas nubes parten

 

Se disipan por el apartado horizonte

 

Caen  lágrimas en mi jardín, susurrando mis secuelas

 

 

 

Se perfuman las hojas, olor a rocío

 

Me pregunto del porqué de la vida

 

me confiesa la distante tormenta ,

 

que el tiempo se detenga enseguida

 

¡Cuánta paz, aquí se respira!

 

 


 

 

 

 

 

 

EL RESPLANDOR DEL FAROL

 

 

 

 

 

Luz que dio albor, a viejos amores

 

sombras sombrías de empedernidos

 

testigo, de llantos y suspiros

 

destello de oro, colmado de flores

 

 

 

Penas se asoman y tocan la espalda

 

recuerdan vivencias; lamentos se palpan

 

el farol unge a ánimas que ruegan

 

hojas se traslucen; luz esmeralda

 

 

 

El gato maúlla; sale la luna

 

 Se escucha, una guitarra que llora

 

Alguno duerme en un parque, a la una.

 

 

 

Espectro que deambula y mora

 

bajo el farol, el cartón; su cuna

 

bajo la luz, su soledad llora

 

 


 

 

POESÍA, EN CLAVE DE SOL

 

 

 

 

 

Y entre una temprana aurora de sol,

 

en el promontorio de una esencia

 

música es; borrasca y vehemencia

 

Entre octavas, me perdí en mi bemol

 

 

 

Un aliento, un suspiro y un dolor

 

un latido que nace del corazón

 

 camino por senderos; cadenciosos de razón

 

embriagado de un impalpable esplendor

 

 

 

Desde entonces, naufrago en sus notas

 

de misterios, secretos y evidencias

 

de baladas de aliento y cuerdas rotas

 

 

 

Canto y poemas, unidas esencias

 

clave, lira y laúd, ánimas rotas

 

compás a jazmín y rosas, ricas fragancias


 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LA VIDA ES SUEÑO

 

 

 

 

 

Sueño es la vida

 

La vida más bella,

 

Bella, vestida de fiesta

 

Gala, mi musa. Mi vida.

 

 

 

La vida me baila

 

Me baila y me embarga

 

De hechizo y de magia

 

 

 

La vida es como es

 

Hermosa o deforme

 

Depende de las experiencias vividas

 

Vivir y apreciar

 

Apreciar y aceptar

 

La vida es meditar

 

Meditar hasta el final

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

LUCES Y SOMBRAS

 

 

 

Tiempos de falsos y engreídos

 

Cada día el sol, vuelve a salir

 

Tiempos de masacres y crueldades

 

Las estrellas, aún siguen ahí

 

Grises rincones, que huelen a sangre

 

Cuantos niños aún, pasan hambre...

 

Su alimento;  el abrazo que le da su madre.

 

Una enfermedad incurable

 

Esperanza y empeño, del que no la pierde

 

Un hijo que no ven, desde que eran menudos sus pies

 

Se reencuentran tras su robo, cuarenta años después

 

En la pared de la vida, un reloj que no avanza

 

No se quiere dar cuerda, al corazón y al alma.

 

Luces y sombras nos embriagan

 

Siempre fueron unidas,

 

Para la evolución de la vida.

 

.

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

ROMANCE A LOS SENTIDOS

 

 

 

El más deleite al paladar,

 

Puro néctar de la vida

 

Surgen pliegues al modelar

 

Piel de marga y pura brisa,

 

Suspiro ricas fragancias,

 

Reverdece la sonrisa

 

Con el índice abro surcos,

 

Cauces altos de cornisa,

 

 van a la miel de tus besos

 

en el mío partir escucho,

 

tus afligidos quejidos

 

alza tu mano al cielo

 

tus ojos humedecidos

 

apreciaras pues, mi tacto,

 

 puros, serán mis sentidos

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

MI SINCERA ORACIÓN

 

 

 

 

 

Permíteme seguir creciendo, en el mundo en el que vivo

 

Consiénteme  seguir nutriéndome, del mirar de los inocentes

 

Concédeme la templanza, sobre aquello que no puedo cambiar

 

Asígname la luz, para afianzarme, donde hay que valorar

 

 

 

Porque sigo creyendo, que aún existe la verdad

 

 

 

Permíteme beber, de la sabia de la paz

 

Admíteme seguir amando, y cultivarlo con humildad

 

Acéptame a reducir las penas,

 

porque  la pena dura,  hasta donde queramos dejar de llorar

 

Aprecié que en nosotros; ya existe la voluntad y la libertad

 

 

 

Porque sigo creyendo, que aún existe la verdad

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

LA SAETA AL CANTAR

 

 

 

Manto tupido, incienso y frio

 

será aquel resplandor que se adivina…

 

del Cristo ungido y malherido, que se avecina

 

se oyen requiebros, una saeta y un suspiro

 

 

 

Recogimiento, rosas rojas y suelas de esparto

 

oración, sudor y lágrimas; debajo del paso

 

se escuchan voces adentro; ensayado reparto

 

 

 

Pestiños, recuerdos y clamores

 

 “protégenos señor...”; se atiende un ruego

 

con la llama encendida del corazón, mirando al cielo.

 

 

 

Un lento escalofrío, en cada alma se hace brío

 

caminos colmados de espera

 

calles de manto tupido, de incienso y frio

 

 

 

 

 

 

 

  


GRANADA

 

 

 

 

 

Desde la vela, su repique suena,

 

Con su eco, se carda la reina mora.

 

Germina  una flor; al alba asoma,

 

¡el que es ciego en Granada, me apena!

 

 

 

De agua tímida que resuena

 

emerge, de las lágrimas de Boabdil,

 

en noches de primavera, se escucha su sentir

 

partir en su caballo, en luna llena

 

 

 

En hora de ciclares atardeceres

 

embelesa de magenta, la ciudad

 

singular acuarela, paisaje de enceres

 

 

 

En su palio se mece la “señora”

 

Desde la carrera, hasta el Darro..,

 

¡E ahí mí granada; gitana y mora!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SECRETOS DE LA ALHAMBRA

 

 

 

 

 

 

 

Fortaleza y vergel,

 

que ensalza, a la ciudad nazarí,

 

un suspiro y un clavel

 

Susurra agua, por los románticos retiros

 

Cantos de princesa; lamentos y quejidos

 

Un beso, sabor a hiel

 

Un cabalgar nocturno,

 

un caballo por el empedrado.

 

El búho en su reinado;

 

protege los sonidos hechizados

 

Música se escucha,

 

entre vientos y hojas secas

 

Ocultas caballerizas,

 

escondrijos y aposentos

 

Paredes revestidas,

 

alegorías y acertijos

 

Voces de almas, que claman

 

Por el bosque, estirpe de árboles sabios,

 

te conducen a lo arcano

 

Reina, que la belleza aflora

 

“Poesía”, que recita al mundo

 

Espejo, que refleja,

 

el tesoro del castillo, que engalana

 

Quisiera algún día alcanzar

 

esa llave que me abriera, los secretos de la alhambra

 

¡ese tesoro vivo, que encierra tu mirar!

 

 


 

 

 

 

SACROMONTE

 

 

 

 

 

Bajo el arrabal, le bendice el avellano

 

Y el viento, que tiene a la alhambra de frente,

 

Le lleva y le ofrenda, suspiros de guitarras

 

En las covachas, huele a sudor en la frente

 

a taconeo gitano y a bulerías,

 

mientras el peregrino, recorre en ascendente

 

 

 

Y ahora…, que el ocaso carmesí asoma

 

Desde la “verea de en medio”, hasta el Darro

 

Desde la sierra, hasta el calvario de la abadía,

 

va fraguando sombra, la chumbera y el chaparro

 

 

 

Desde donde asoman, las “escuelas de maría”,

 

Hasta donde yace  el Cristo del consuelo,

 

Se escucha, entre palmas y algarabía

 

Danzar la zambra mora, y tarantos desde el cielo

 

 

 

 

 

 

 

 SIERRA NEVADA

 

 

 

 

 

Promontorio de Granada

 

Manantial de aguas blancas

 

Que mi voz suba a tus eriales

 

Y baje a la tierra y llueva

 

¡Cuánta pureza, cuanto encanto!

 

 

 

Allá, donde se afanan,

 

en escucharse los ecos

 

Allá donde encuentran

 

Los poemas invernales

 

Entre vientos y azaleas

 

Se perfuma la alpujarra

 

Se viste de blanco puro

 

y con mangas de cascadas

 

y la “señora de las nieves”,

 

es la encargada del cielo

 

del cielo del mulhacen

 

Techo blanco de las cumbres

 

reino glorioso, de libertades

 

 

 

 


 

 

 


TARDE ANDALUZA

 

 

 

 

 

Tarde andaluza, la luz se pasea

 

suspira el agua, en añejas fuentes.

 

presumida la luna, en las noches

 

blanca de esencia pura..., no de brea

 

 

 

Añosos conversan, sentados al sol

 

con nostalgia, por cariños perdidos

 

los almendros, ante el viento son mecidos

 

los niños, a la plaza dan color

 

 

 

En rededor de galanes faroles

 

entre nardos y azahar

 

se asoma un ceñido zaguán, de una corrala particular

 

 

 

Un patio regado. Un naranjo y un limonero

 

en una silla rancia, una madre cosiendo

 

la ilusión de una hija, con cariño y con esmero

 

 

 

Tarde andaluza

 

Ojos negros y verbenas

 

Olor a vino, y a hierbas frescas…



 

 

EL HUERTECITO

 

 

 

Espacio de ensueño

 

Envuelto en  rosas blancas

 

De senderos de piedra caliza

 

Conduciéndome  a lo hermoso.

 

A la vida que brota, entre semillas

 

Al color de la lozanía.

 

 

 

Y me acuno en el columpio,

 

“con la que me dio la vida”; prendidos de la mano

 

Y en otoño espero a la hoja, que bailan desde el cielo,

 

fuentecillas de perlas claras  , alimentan a la higuera y al limonero

 

Corretean las cachorrillas; Olor a césped mojado;

 

Revolotean los pajarillos; es hora de  merienda.

 

Nos recita, la luz del farol, cuando ya nos saluda la noche.


 

 

 

 

 

 

DÉJÀ VU

 

 

 

Y vivo y vuelvo a vivir,

 

¡lo que siento.., no lo puedo advertir!

 

Qué es esto, lo que percibí antes; es lo que quiero decir.

 

Deambulando sin rumbo fijo,

 

El destino me guió, donde ya estuve yo. Así  a devenir

 

Solo en aquel lugar, se revestían los mismos sentimientos

 

Sé que estuve aquí,

 

Aunque no recuerde cuando, o si en verdad., yo aquí existí

 

Que vivo y vuelvo a vivir,

 

De este sueño real, que una y otra vez, vuelve a llenarme en mí.

 

 

 

 

 

 

 

 


 

 

 

 

 

 

SUEÑOS

 

 

 

 

 

Allá, darás alcance a las estrellas

 

Es el lugar, donde tus ojos permanecen despiertos,

 

Es el instante, de dormir a los miedos

 

Es el momento de dar luz a la razón

 

 

 

 

 

Allá se encuentra el puente,

 

Que nos transporta al inconsciente.

 

Donde lo intangible, se torna  alcanzable

 

Es el instante, de encender la luna al día

 

Es el momento, de dormir de noche al sol

 

 

 

Allá se reviven de la vida, las vivencias

 

Es el lugar, donde a tus cariños te reencuentras

 

Es el instante, en que el alma se desangra,

 

por la espina de una rosa de pasión.

 

Es el momento de soñar, que permaneces junto a mi.

 

 

 

 


ENMIENDAS Y VOLUNTADES

 

 

 

 

 

Cientos de errores, avivan mis aprensiones

 

Miles de cuestiones, alertan al corazón

 

Entresijos, que proceden de lo interno,

 

quisiera saber, su origen y su por qué

 

se trata de  cambiarlos, a enmiendas y voluntades

 

Después de que mi corazón me advierta;

 

Después de que me lluevan prejuicios, por mis ojos materiales

 

Necesitamos vivir, de sueños reales.

 

Hacer centellear de las manos, luces multicolores,

 

abolir  las sombras, que estorban nuestro caminar.

 

saber conducir las fibras, en experiencias ineludibles,

 

cambiar el velo negro, por blancas esperanza

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SOMOS NIÑOS

 

 

 

 

 

Somos niños;

 

Virtuosos de la ilusión

 

Creadores de mágicas historias

 

Nos llena lo sencillo, más allá de la razón

 

 

 

Somos niños;

 

Déjennos ser de la humanidad, su mejor versión

 

Déjennos ser, con nuestra mirada; la luz de la alborada

 

Haremos un día mejor. Inspiraremos  la mejor canción

 

 

 

Somos niños;

 

Voces que suenan, como el más dulce de los instrumentos

 

Siempre creamos, los mejores finales

 

Señales de inocencia, que nos gustan de los cuentos

 

 

 

¿Por qué nos usan en las guerras…?

 

No se esfuerzan en comprendernos

 

¿Por qué nos abandonan, sin preguntarnos?

 

Amor, es lo que necesitamos. Deberían de amarnos

 

 

 

 

 

 

 

ADENTRO DE UN CUADRO

 

 

 

 

 

Pinceladas de poesía,

 

trazos que provienen de lo fluido

 

inspiración, de lo inexplicable,

 

Sendero hacia los sueños

 

Sueños variados

 

La catarsis más sublime

 

Elevados en el aire

 

Círculo teñido, de añiles y suaves ocres

 

Bodegón y vergel; en sanguina  o en pastel

 

El virtuoso, queda atrapado

 

En el encanto del desnudo insinuado

 

Tornasoles, visibles ilusiones

 

Entre  aceites y matices

 

Queda el artista, plenamente hechizado

 

 

 

 

 

 

 

PENSAMIENTOS

 

 

 

 

 

 

 

…Y aflora, turbulento el pensamiento,

 

desde mi ente, hasta el astro más lejano del firmamento

 

Y grita callado desde dentro

 

contenida emoción, que brota con intención                                      

 

 

 

¿Que son los pensamientos..?

 

 

 

Cinceles, que esculpen el bloque de los sentidos

 

Y clama alto, desde dentro

 

Inclusa conmoción, que estalla hacia fuera cuando hay una razón.

 

 

 

¿Qué son los pensamientos..?

 

 

 

Intrínsecos sueños, que surgen de los instintos

 

Que se bruñen o se empañan; según el estado del corazón.

 

 

 

 

 

 

 

EL ANGEL DE LOS MARES

 

 

 

 

 

Sobre el peñón, vigila continuo

 

el “ángel de los mares”

 

Mares que mueren en océanos

 

Océanos que mueren en el mar

 

 

 

Luz de guía,

 

protector que resguarda al alma, que parte a la deriva

 

de la deriva, emerge el  rey que contempla las lejanías

 

lejanías en la sombra; hechizo de cerrazón

 

Oscuridad que se vuelve luz,

 

Luz desde el promontorio; corona del mar

 

Vigila incesante,

 

el “ángel de los mares”

 

 

 

 

 

 

SHALOM

 

 

 

Cuando se disipe, de las sombras su hiel

 

Cuando se eclipse, la acritud del corazón

 

Cuando se ensalcen, la indulgencia y el perdón

 

Diré “shalom”, y la vida será un vergel

 

 

 

Si el ser escucha, lo que dice la mar

 

Si el ser, se conciencia con buena razón

 

Si la ternura, es pura obstinación 

 

Diré “shalom”, y se forjará bienestar

 

 

 

Es un sueño, proveniente de la niñez

 

Una pócima, ante el  resentimiento

 

En un mundo, donde subyuga lo cruel

 

 

 

                                         Allá donde predomina el vencimiento

 

                                             Allá, donde no se aspire a querer

 

Shalom; es el lema del discernimiento  

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

AHÍ ESTARÉ

 

 

 

 

 

A solas, con mi sombra

 

Te espero en el silencio

 

 

 

 

 

No debes reprimirte

 

Nada hay, que te detenga

 

A pronunciar mi nombre

 

 

 

No olvides que yo existo

 

En la hojas que tejen en la brisa,

 

Trazos invisibles de encanto

 

Te flagelas, en la sombría tristeza

 

 

 

 

 

Me encontrarás en tu mente

 

En la música y en el verso

 

Me hallarás, sentado en la pradera

 

Apreciando, el paraje de la hermosura

 

 

 

Me encontrarás en los ojos de los niños

 

Te daré la esperanza, que creíste perder

 

 

 

Ahí estaré

 

En el silencio, te esperaré…

 

 

 

 

 

 

 

                                                        

 

 

 

AMISTAD

 

 

 

No moriré nunca, me necesitas

 

No lloraré, es para ti mi sonrisa

 

Si me necesitas; escucha la brisa

 

Irá llena de caricias bonitas

 

 

 

Estaré ahí, si mi amor solicitas

 

Te ofrendo mi tiempo; no tengas prisa

 

No miente, el que te avisa

 

Iré, si mi nombre tu gritas

 

 

 

Que yo te daré mi aliento

 

Escucha a mi corazón

 

Que yo seré tu sustento

 

 

 

Siempre ganarás mi perdón

 

Afecto; sincero y lento

 

Tu cariño, es mi razón

 

 

 

 

 

 

LA ÚLTIMA PIEZA

 

 

 

Aún suena, por las sombras de los mares

 

Ocho almas que tocan en alabanza

 

sin perder, su pasión ni la esperanza

 

En cubierta; arriba en los altares

 

 

 

Aún suena; un “solo” de violonchelo,

 

La música;  su última alianza

 

Su destino; fue su semejanza

 

 

 

 

 

Aún se escucha “¡Mas cerca, ¡oh! Dios de ti!”

 

oración  de su última pieza

 

hasta la luna, por ellos reza

 

Y la siguen tocando. ¿Los oyes?, yo sí.

 

 

 

 

 

Entre agónicos lamentos y gritos

 

tocan enérgica, su melodía

 

gélida noche,  lágrimas, por instintos

 

 

 

 

 

aún se oye, lo que pasó aquel día

 

más allá, de leyendas y de mitos

 

ocho alientos, me tocaron el alma mía

 

 

 

 

 

(homenaje, a los músicos del Titanic)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SI YO FUERA TU

 

 

 

 

 

Yo soy ese, que va conmigo

 

conmigo, la sombra y yo

 

yo soy el de la mirada

 

si miras, cuando te habla

 

 

 

Yo, podría ser tu

 

contigo, mi sombra y tu

 

el calla, cuando tu hablas

 

tu escuchas, cuando no calla

 

 

 

Yo soy ese que va contigo

 

el que siempre quise ser

 

el que siente con la mirada

 

el que habla con toda el alma

 

 

 

 

 

 

 

ILUSIONES EN EL VIENTO

 

 

 

 

 

Duermevela con las estrellas

 

con el  frio y el vendaval

 

lucho contra las sombras del mar,

 

¡Y estos ojos míseros,

 

no sé si aguantarán…!

 

Queda atrás la familia

 

los alientos y el abrazo

 

ilusiones en el viento..

 

 

 

Te imagino en mi regazo,

 

tu me miras, y yo te abrazo

 

aún no me puedes hablar

 

pero escucho tus palabras

 

desde el vientre, hasta mi “verdad”

 

 

 

Deseos de querer vivir

 

de la equidad, poder probar

 

prefiero no comer; pero ver a mi hijo nacer..

 

 

 

(homenaje a los inmigrantes)

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

EL SENDERO

 

 

 

Entre huertos y viñedos

 

por caminos fructuosos

 

entre bosques y praderas

 

nacen los recónditos senderos

 

                                                                                      

 

Agua oculta de arroyuelos,

 

De cascadas y riachuelos

 

 

 

De Hiedra y de hojas de chopo

 

 de viento y de lluvia de invierno

 

se abriga sombrío, de barro el camino,

 

 

 

Senda errante, que conduce a un viejo cortijo

 

de lejos, se siente llorar en silencio

 

a la fuente de los eternos suspiros

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

ASCUAS DE CHIMENEA

 

 

 

Absorto, levito en mis pensamientos

 

crepitan los leños, me sugieren en sueños

 

pupilas cargadas, de húmedos recuerdos

 

me pierdo ineludible, entre los tiempos

 

 

 

El ínfimo silencio, entre mis alientos

 

con las brasas se recubre, entre quejidos

 

noche en vela; pellizcos de pan roídos

 

el invierno fuera, golpea entre vientos

 

 

 

Asoma ya, el albor de la mañana

 

el hueco de las lumbres, va sucumbiendo

 

una brizna de brasa, en mí engrana

 

 

 

me atraviesa y me enciende el corazón

 

envuelve en magia, la razón de mi existir

 

luz de vida, que me hace ver la razón

 

 

 

 

 

 

 

 

 

QUÉ TE DIERA POR UN BESO

 

 

 

Atrapado, en el enjambre de tus roces

 

roces, que a almíbar saben

 

saben, que van a mis labios

 

labios serenos, que no me abandonan

 

entre ellos, me abandono, a cada minuto

 

minutos que saben a poco,

 

tan poco , que por seguir besando muero

 

al fin, tranquilo muero

 

partiré, con el amor de todos ellos.

 

 

 

 

 

MENSAJE EN UNA BOTELLA

 

 

 

Un poema de cristal, marca mi destino

 

Promesas, suspiros y anhelos

 

Inscritos están, en el material de la esperanza

 

Entre galernas y tempestades

 

Pero, he de seguir soñando

 

Entre escollos y marejadas

 

Pero, he de seguir respirando

 

Amainan, los fantasmas y los vientos.., por la mañana

 

Abriga la bruma, mis versos entre el cristal empañado

 

Y abro las ventanas, para hacer corrientes

 

Corrientes que encallen en tus  sentidos,

 

Sentidos que acaben, en la orilla de tu tierno corazón

 

 

 

 

 

 

 

NIÑO SOLDADO

 

 

 

Madre, en mi corazón detengo tus besos

 

En mi cuerpo dolorido, el calor de tus abrazos

 

Pero, te echo tanto de menos...

 

 

 

Asoma la noche, y vamos quedando menos

 

Tu voz aparece en la brisa;

 

 te echo tanto de menos...

 

 

 

Cada madrugada,

 

 Pido al cielo, que me traiga tu copla de cuna

 

Quisiera dormir y olvidar el sonido de las metrallas

 

te echo tanto de menos...

 

 

 

Madre; quisiera cerrar mis ojos, en tu regazo

 

Y no, en un inmundo campo de batalla

 

 

 

 te echo tanto de menos…

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

NANA  DE CUNA

 

 

 

 

 

¡Sueña tranquilo, chiquitín!

 

Construye tus puros sueños

 

Que yo cogeré todos ellos

 

Cuando al alba, se quieran ir

 

 

 

¡Duerme sereno, pequeñín!

 

te abrigaré con mis versos

 

con mi nana y con mis besos

 

                                                  de tu lado, no me voy a ir               

 

 

 

yo te entrego mi corazón

 

que te sirva de almohada

 

tu existencia, es mi razón

 

 

 

te guía, una buena hada

 

y yo guardo tu corazón

 

jugaremos a la alborada

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

VERDE

 

 

 

Y un pincel, de trazos verde

 

Verde libre en la pradera

 

Huele a fresco, tarde alegre

 

Reverdece en primavera

 

Verde pino, oliva verde

 

Sentados en la escalera

 

Tu me miras; yo los busco

 

Unos ojos color verde

 

Esperanza que los viera

 

Una luz en la ladera

 

¡Fue un sueño, que yo recuerde…!

 

 

 

 

 

 

 

 

ROJO

 

 

 

Brío radiante y alborozado

 

Seductor de auténticas pasiones

 

Galán de teñidos atardeceres

 

Impetuoso y obstinado

 

 

 

 

 

 Labios, que se nutren de lo amado

 

Besos que inspiran, profundos amores

 

coplas que lloran, por guapas mujeres

 

lema de vida y de lo sagrado

 

 

 

 

 

Alegre vergel, de púrpuras flores

 

corazón de grana, se mueve agitado

 

Esencia viva, colmada de olores

 

 

 

Es el matiz, que más teme el soldado

 

El distintivo de amor, de las madres

 

El color rojo; el más aclamado

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SE TE OLVIDÓ…

 

 

 

 

 

Como las aves que emigran,

 

partiste, sin un regreso,

 

ni un abrazo, ni un beso,

 

son heridas, que me sangran

 

 

 

Se te olvidó decir adiós,

 

Un gesto o una señal

 

Me siento, clavado un puñal

 

¡No te comprendo; quizá..., Dios!

 

                                                                                                

 

Se te pasó, poder pensar

 

Que me quedé con este amor

 

Más acabó, por naufragar…

 

 

 

Mi corazón es un clamor

 

No puedo dejar de llorar

 

Un sueño muerto, en el albor

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

INSPIRACIÓN

 

 

 

 

 

 

 

Caudal de fluidos pensamientos

 

Cual misterio encierra, ese mágico estupor

 

Un te quiero, en un nogal en flor

 

Un baile de hojas, en los vientos

 

 

 

 

 

Locura; delirio de sentimientos

 

Temblor del corazón llamado amor

 

Como olas que desgarran en furor

 

Del todo y la nada, puros momentos

 

 

 

Cincel que muerde la piedra

 

Despertando al estremecimiento

 

Musa que emerge entre la yedra

 

 

 

 

 

Paisajes que se esgrimen de alimento

 

Ilusión del autor que se recrea

 

Que lo crea en el lienzo del firmamento

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

SE FUE

 

 

 

 

 

Hay lugares donde las sombras perecen

 

Esas que moran en negros rincones

 

Hay sueños, que vuelan como gorriones

 

Esos, que el tiempo los desvanece 

 

 

 

 

 

Hay lugares, donde las luces mueren

 

Esas, que no moran en los corazones

 

Hay ilusiones que parten por los balcones

 

Y quedan, esas heridas que duelen

 

 

 

 

 

Viven  palabras, impresas en piedra

 

Esas, que de la voz desaparece

 

Y se las lleva, la fuente de yedra

 

 

 

 

 

Las hojas del viejo árbol, se mecen

 

De aquel, que da fruto a la almendra

 

y parten de blanco, donde el amor crece

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  

 

QUIÉN…

 

 

 

 

 

Quién conozca el mejor verso,

 

Que lo exclame al viento

 

Quien conozca el universo

 

Que abra su lado inmenso

 

 

 

 

 

Quien se asienta inmerso, 

 

en la vida y en el Aliento

 

se revelará atento

 

a su corazón disperso

 

 

 

 

 

quien acaricie el vacío

 

y lo embriague de color

 

nunca sentirá el frio

 

 

 

quien descifre al amor

 

y lo haga, tuyo y mío

 

en su alma, tendrá resplandor

 

 

 

 

 

 

 

SONETO DE AMOR

 

 

 

 

 

Cierra la puerta, y abre tu corazón

 

Que te enfría, de la noche su rocío

 

No importa; si tu amor es como el mío

 

Bésame, y me harás perder la razón

 

 

 

Bésame ahora, y expande tu corazón

 

Que te sienta feliz; te entrego mi brío

 

¡Se acabó tu lamento; tu quejio!

 

 

 

Ahora que me escuchas, te digo bajito

 

Tus ojos, los trazaría en boceto

 

En el lienzo del oscuro infinito

 

 

 

Romance de amor, inverso a soneto

 

Ahora que me ves, a ti me remito

 

Tu amor; igual que la tierra al abeto

 

 

 

 

 

 

 

ENTRE EL CIELO Y EL MAR

 

 

 

Entre un cielo, matiz marino

 

Entre el mar y lo divino

 

acuden los recónditos pensamientos

 

Entre cielos infinitos

 

Y océanos eternos

 

Respiran las plegarias y los ruegos

 

Entre acantilados

 

Y nimbos, color inmaculado

 

Se esconden los íntimos recuerdos

 

 

 

Se dibujan horizontes

 

Entre el agua añil y el azul de abismo

 

Se perfuman las palabras

 

Entre el olor a sal y el azul de la inmensidad

 

 

 

 

 

 

 

BAILAR

 

 

 

Esbozando siluetas,

 

Me fundo con el fluido

 

Soy ave, brisa y chelo

 

Cuerda, soplo y nido

 

Coloreo piruetas

 

Seducido; abducido

 

La magia me envuelve

 

mi espíritu Bruñido

 

no hay que pensar bailando

 

no hay que evaluar  juzgando

 

sino sentir, hasta quedar abatido

 

 

 

 

 

 

SI YO FUERA…

 

Si fuera lluvia, te bañaría con versos de amor

Si yo fuera verso, brotaría de tus ojos y será el texto más precioso

Si fuera tus ojos, la vida la vería de color;

Si fuera vida yo; valoraría entonces la mía y al que carece de ella…, yo te la daría.

Si yo fuera el que quisiera

No diría en palabras, lo que yo haría;

Me haría verso, mirada y vida, para darte de mí, lo mejor ¡Eso es, lo que haría!

 

 

SUSPIROS

 

Soplos engendrados,

por solitarios y nostálgicos ecos

alientos contraídos,

por desdichas y mal de amores

por un filme, sin besos finales

voluntades, que se mandan en botellas

corazón; refugio de las esperas.

Morada para los serenos y los guerrilleros.

Suspiros;

caudales llenos de huecos; en el aliento y en los sentidos

 


 

 

 

EL MUNDO, SIN LA POESÍA

 

 

 

Y cómo hablaría yo, sin la poesía..?

Sometidos a normas, a sistemas y disciplinas

que haría la poesía, si no habitara en lo pétalos del silencio

Sometida a reglas, a métrica y acentos

Subidos al tren de la vida

deambulando por raíles,

que ignoramos a donde nos llevan

tenemos las ventanas, en nuestro lado

para apreciar lo auténtico,  y no lo vemos

 

 

 

 

 

AZUCENAS.

 

Buscando florecitas, florecitas de olor,

me encontré una azucena, que de amor me envolvió.

Al extender mi mano, de gozo sonrió.

Y me dijo:

 

“Querido, ¡mil gracias te doy yo...!”

¿Por qué me das las gracias?, hermosa y blanca flor…?

“Porque junto a “María”, exhalare mi olor,

Y no seré manchada, del mundo corrupción.

 

 

(Mi abuela materna; Victoria Ruiz Coto)

 

 

 

 

 

 

POSESIÓN

 

Vete, y no te vayas…

Mil infiernos me esperaran,

Si nuestras almas se separaran

 

Bésame y a nadie te acerques…

Te acarician miradas; y los celos me muerden

Solo a la mía, a ti te pierden.

 

De mi mano, no te sueltes

eres mía, lo eres todo

mi bastón, mi mano y mi codo

 

 

 

 

 

 

LA VIDA ES LA RESPUESTA

 

Punto y seguido, es la vida

Historias con entresijos

Un cuento plagado de pruebas

una fábula repleta de ciscos

Atajando capítulos cumplidos

Cada persona, lleva sus internos quejidos

obra de maestría es la vida

ensayos de ida y venida

A cada pregunta,

te da la respuesta la vida

 

 

 

 

JUVENTUD

 

 

 

Júbilo de eterno florecimiento,

Ubicado en el corazón, por siempre

Vida, que el alma lo reverdece

Esplendor que brota del secreto arroyo

Naturaleza de mirlos y jilgueros

Trébol de mariposas, de cuatro hojas

Unión; desde el alma hasta el corazón

Desde la tierra, hasta la divinidad

 

 

 

 

 

 

LA LUNA, EL RIO Y LA NOCHE

 

 

Y la luna, enciende la noche,

y en la noche, me habla el rio,

en el rio; bajo el puente, cántico de ranas

anfibios, que se van rio abajo

abajo, miscelánea de sonidos

sonidos de grillos, envolvente en mis sueños

sueños, que me salen del alma

alma mía, que recita a la luna

la luna, que ya duerme…, porque llega el día.

 

 

 

 

 

 

 

SUEÑOS

 

Liturgia de enfoques dormidos,

dormidos, gritan callados, esperando una mente.

una mente que crea en ellos,

en ellos;  visiones terribles o galanes,

figuras de color cándido, y de parajes de esmalte.

ceremonia de quimeras amables,

amables exclaman despiertos,

recibiendo de un alma…, su instinto.


 

 

 

 

AL FINAL

 

 

 

 

 

Al final queda, la huella que dejamos

 

Amores, suspiros, logros y fracasos

 

Deseos al viento, en miles de ocasos

 

después de esto.., ¿hacia dónde vamos?

 

 

 

 

 

Al final quedan, sueños en almohadas

 

dolores que perduraron en el camino

 

proyectos pendientes de nuestro destino

 

burlas con olor a ensueños de hadas

 

 

 

 

 

Todo pasa, sobre un suave velo

 

La prioridad del óptimo propósito

 

Pasa; en sentirse en paz, y no en desvelo

 

 

 

 

 

Amé y fui amado; quedó transcrito

 

dar lo mejor de sí; es el mejor anhelo

 

con aliento puro, y no marchito

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 Antonio del castillo. Reservados todos los derechos (Poemario Sueños-2016)